viernes, agosto 15, 2008

EN RECONSTRUCCIÓN

Cómo puede cambiarnos tanto la vida en el pensar, en el hacer;
del sentir no me extraña, éste siempre es voluble;
Pero lo que queríamos para siempre se acaba en un santiamén
y lo que jamás quisimos sentir se nos viene encima intempestivamente,
atropellándonos la vida...
pero de cualquier manera lo estoy disfrutando mucho.
¡Gracias a todos los que han hecho posible esto!
Espero no defraudarles
Y haber aprendido bien la lección. *mc

1 comentario:

Pato dijo...

Jamas defraudarás a nadie , eres auténtica !
Un abrazo !